,

Por esta razón debes suprimir las tarjetas que no necesitas

Imagen de Pixabay

Para nadie es un secreto que uno de los mejores productos de las entidades bancarias son las tarjetas de créditos, pues éstas tienen la capacidad de brindarte ayuda en los momentos de emergencias.

¿Quién no ha salido de aprietos gracias a las tarjetas de créditos? Estoy convencido que la gran mayoría han sido salvados por ellas, así que tenemos que rendirle cultos.

Pero todos sabemos que hay tarjetas de créditos que no son tan útiles, por lo que se recomienda salir de ellas, pues así evitarás caer en la tentación de utilizar y por ende entrar en una deuda eterna.

Las tarjetas de créditos nos ayuden mucho, algunas de ellas suelen hacer lo contrario, tienden llenarnos de deudas, así que lo mejor es quedarte con las que realmente necesitas.

¿Quieres saber cómo suprimir aquellas tarjetas que no necesitas? De ser positiva tu respuesta, te invito a que continúes leyendo las siguientes líneas pues te brindaremos unos consejos infalibles para eliminar esas tarjetas que lo único que han traído a tu vida es dolor de cabeza.

Si has llegado hasta estas líneas es porque realmente estás interesado en conocer la forma de salir de esas tarjetas, así que lee con mucha atención, pues los consejos que te brindaremos serán de gran ayuda en cualquier momento:

 
50% completado
¿Dónde Quieres Recibir la Guía?
Tu email jamás será compartido con nadie

1.- Realiza un inventario de las tarjetas.

Para comenzar, lo primero que debes hacer es un inventario de todas las tarjetas que tienes en tu poder, así te darás cuenta que tienes algunas que no utilizas, y pues es donde aplicarás el segundo paso.

Seguramente te estarás preguntando: ¿Cuál es el segundo paso? Pues para conocerlo deberás seguir leyendo las siguientes líneas.

2.- Las tarjetas que no utilices tienes que darla de baja.

Este es el momento en que llegamos al segundo paso, después de realizar el inventario con tus tarjetas de crédito te darás cuenta que hay algunas que no utilizas con frecuencia, entonces para evitar tener que usarla, puedes ir hasta la entidad bancaria y notificar que te darás en alta con ellas.

Después que realices esta acción, verás que no tendrás preocupaciones, tendrás la tarjeta que necesitas, el resto puedes esperar.

Ya sabes cómo suprimir de tu vida las tarjetas que no necesitas, así que olvídate de las preocupaciones; en la vida aquello que no necesitas hay que suprimirlo.

Fuente: www.consumer.es

Que piensas tu?

0 points
Upvote Downvote

Total votes: 0

Upvotes: 0

Upvotes percentage: 0.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cómo tener una mejor relación con tu jefe

Aunque no lo creas, el amor se clasifica así